“El Yoga es una ciencia, un arte y una filosofía que busca liberar el alma, llevando la consciencia, el cuerpo y la mente a un estado de integración.”

B.K.S.Iyengar

 

La Sádhana de Yoga integra muy variadas prácticas de gran poder transformador si se cultivan con disciplina y sinceridad. Por lo general, en la dinámica de una clase, trabajamos con diferentes técnicas entre las que se incluyen:

Asanas

En cada clase realizamos un trabajo de cuerpo con posturas variadas que combinan: aperturas de cadera, equilibrios, torsiones, flexiones hacia atrás y hacia delante posturas invertidas, asanas reconstituyentes y Savasana o relajación profunda. Explorando los principios de alineamiento en las asanas cada alumno puede alcanzar la apertura y gradual transformación en el cuerpo, mente y corazón. En mi artículo La hondura de Asana puedes encontrar información mas sobre los fundamentos de la práctica de asana

Vinyasa

Vinyasa es el arte de transitar de una postura a la siguiente en un movimiento contínuo y sincronizado con la respiración. Su práctica genera calor corporal, sudor, continuidad y un estado de interiorización profunda. La Esencia del Vinyasa reside en la manera en que construimos la secuencia de asanas, fluyendo alrededor de una familia de posturas unidas entre si a través de la respiración. Con Vinyasa cultivamos una conciencia abierta y sensible en el aquí y el ahora.

Namaskars

El Saludo al Sol, el Saludo a la Luna y sus variantes

El Surya Namaskar es la práctica tradicional vinyasa por excelencia. Estos ciclos del Saludo al Sol y Saludo a la Luna invitan a cultivar la fluidez y libertad de movimiento en el espacio al comenzar nuestra sádhana. Las secuencias mas conocidas son El Saludo al Sol clásico, así como Surya Namaskar A y Surya Namaskar B de las series de Ashtanga Yoga. A partir de los Namaskars clásicos desarrollamos creativas secuencias que aportan vitalidad y rejuvenecimiento a todas las estructuras del cuerpo.

Alineamiento

Es el refinamiento progresivo de asana, que permite sostener la postura con el mínimo esfuerzo, libre de tensiones y encontrando en ella la máxima libertad de acción y movimiento. Tiene que ver con la posición espacial de los músculos, huesos, y los órganos, pero hay otra parte muy importante que es el alineamiento con respecto al flujo de energía en el cuerpo, el cual nos trae expansión, integración y equilibrio.

Pranayama

Se cultiva a lo largo de la clase con el fluir continuo de la respiración Ujjayi, y al principio o final con diferentes técnicas de respiración para equilibrar y energizar todo el ser. En mi artículo Pranayama, la ciencia de la Respiración encuentras una información mas completa y detallada sobre las valiosas prácticas de respiración del yoga.

Meditación y Mudras

La meditación aporta equilibrio al organismo y nuestro ser emocional. Los Mudras son gestos especiales generalmente con las manos, que establecen una conexión profunda con un estado de conciencia meditativo. Algunos de estos Mudras Inspiradores nos sirven para abrir o cerrar nuestra práctica de Yoga.

Música y mantras

La música facilita la experiencia del vinyasa como una danza de la respiración y el movimiento. El sonido universal y natural de OM y otros mantras, son evocados en el transcurso de la clase. En mi artículo El Significado de Om en Yoga te cuento mas acerca de su poderosa vibración, que a menudo elegimos para sellar el ritual de una clase.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación del usuario. Si continúas navegando aceptas su uso y también nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies

Pin It on Pinterest